La Boquilla sigue bajo control de alrededor de 100 agricultores

Nota

Chihuahua, Chih., La presa La Boquilla, en el municipio de San Francisco de Conchos, Chihuahua, cumplió dos días bajo control de agricultores que dirigen los distritos y módulos de riego de la cuenca del río Conchos. Se trata de unos 100 encapuchados que, armados de palos, piedras y tubos, resguardan el acceso para evitar que se siga trasvasando agua a agricultores estadunidenses por el río Bravo.

La tarde del martes, unos 2 mil manifestantes enfrentaron a los agentes de la Guardia Nacional (GN) que cuidaban La Boquilla, entraron por un costado de la presa y prendieron fuego a los pastizales que rodean el campamento de los uniformados, quienes se retiraron para evitar un enfrentamiento mayor.

El requerimiento para riego de los agricultores es de 45 metros cúbicos por segundo, pero los manifestantes redujeron la extracción de La Boquilla a sólo 29 metros cúbicos a fin de mantener la generación de energía eléctrica que permite la presa, como medida de presión para que acudan todos los agricultores de los distritos de riego en apoyo a la protesta.

El miércoles, Ricardo Mejía Berdeja, subsecretario de la Secretaría de Seguridad Pública federal, acusó al líder agrícola Andrés Valles de condicionar la entrega del recurso a los agricultores de la unidad de riego módulo 4 del distrito 5 de Delicias para que apoyaran una confrontación violenta con la GN en la presa Francisco I. Madero el 19 de julio pasado.

"Hay actos de coacción contra quienes se nieguen a acudir a las movilizaciones y a secundar a los líderes en ciertas convocatorias a actos violentos. Dice (Andrés Valles) que al que no vaya se le hará corte del agua. Es la gran paradoja: la Comisión Nacional del Agua (CONAGUA) y el país no pueden tomar decisiones sobre un recurso para cumplir un tratado, pero ellos sí pueden coaccionar".

René Almeida, secretario de Desarrollo Rural de Chihuahua, informó que en agosto normalmente hay más de 100 milímetros de lluvia y este año hubo 30; además, julio fue atípicamente seco. No hubo los escurrimientos esperados para las presas, por que se solicitó a la CONAGUA que evalúe las condiciones de Chihuahua para el pago del tratado.

En la capital del estado, el director ejecutivo de la Junta Central de Agua y Saneamiento de Chihuahua, Óscar Ibáñez Hernández, advirtió que la entidad enfrentó condiciones de sequía con lluvias 70 por ciento menores al promedio en julio y agosto. Chihuahua "sólo puede aportar 90 millones de metros cúbicos para cumplir el pago a Estados Unidos de la cuota del Tratado Internacional de Aguas antes del 24 de octubre, que es la fecha límite", precisó.

Ibáñez Hernández detalló que la CONAGUA aceptó el 28 de mayo de 2020 recurrir al acta 234, mecanismo del propio tratado, utilizado en condiciones de sequía cuando hay problemas para cumplir con el acuerdo.